Último videoclip oficial de la banda The Refrescos de la canción “Abre tú la puerta”, ambientado en la Guerra Civil.

© Letra y música: BERNARDO VÁZQUEZ & THE REFRESCOS

Tema extraído del último álbum de estudio del grupo, Sal y sol (2014).

Videoclip grabado íntegramente en Abánades (Guadalajara) durante la recreación de La Batalla Olvidada de 2015 y 2016, en el marco de las Jornadas de Promoción Histórico Culturales que se celebran en el municipio todos los años el primer fin de semana de junio.

Dirigido por Juan Carlos Arévalo,  cuenta en el reparto con Belén Guijarro, Margarita Guijarro, Teresa Ballesteros y Bernardo Vázquez, vocalista y líder de los Refrescos.

“Abre tú puerta” habla de que “nunca debemos perder la memoria histórica ni maquillar el horror de una guerra injustificable”.

El videoclip está dedicado a Lalo Vázquez Gil, periodista e historiador y “huérfano de guerra”, padre del cantante de los Refrescos, fallecido en 2016.

Con este videoclip, The Refrescos despedirán su álbum Sal y sol.

En mayo de 2017 saldrá a la calle Let´s Ska, su nuevo DVD+CD grabado en directo en Madrid en febrero de 2016.

ABRE TÚ LA PUERTA

Con la mirada grande de los niños
que es la mirada de los más viejos,
con el respeto del abuelo simio
el Homo Erectus, igual respeto.
Cómo fue que no me acuerdo,
en otra vida, en otros tiempos.
Somos complejos, de costumbres raras.
Quiero sentir que el viento da de cara

Por cada vaya que haya,
por cada verja o cerca
si vienes o si vas
abre tu la puerta un poco más.
Cada raya que hagan,
por cada piedra puesta
si vienes o si vas
abre tu la puerta.

Coge un espejo y mírate a la cara.
Lo que no has hecho ya no lo has hecho.
Es tan estrecho el trecho que separa.
Habrás vivido lo que estás viviendo.
Cómo fue que no me acuerdo.
He reiniciado mi pensamiento.
Cómo es el mundo, gira y nunca para.
Hay que girar, que crujan las amarras

Por cada voz que calla,
por cada voz que niega
si vienes o si vas
abre tu la puerta un poco más.
Cada vez que paras,
por cada vez que frenas
si vienes o si vas
abre tu la puerta.

Recordé y ya ni me acuerdo
si lo he soñado o me lo invento.
Este es el trato que yo hice contigo,
caminar por donde nadie ha ido.